Inicio Contáctenos Mapa del Sitio Tienda Virtual
             
 
 
 
MENU PRINCIPAL
  miércoles, 17 de septiembre de 2014
Usuario Clave Recuperar clave ¿Registro?
 
Publicidad
Advertisement
 
Advertisement
 
Advertisement
 
Advertisement
 
 
 
INDECOPI sanciona por primera vez a empresa por envío de SPAM Imprimir E-Mail

Jhosseline Andrea Espinoza Gallegos
Miembro de la Asociación Civil ius et veritas

El pasado 11 de septiembre de 2009, la Comisión de Protección al Consumidor del Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (INDECOPI) confirmó la resolución N° 0774-2009/SC-INDECOPI, en la que se sancionó a “Escuela de Empresa S.A.C.” con una multa de 5 UITs por enviar publicidad comercial no deseada (SPAM) a un usuario que denunció haber recibido estos correos electrónicos durante varios meses. INDECOPI se amparó en la Ley      Nº 28493, que regula el uso del correo electrónico comercial no solicitado (SPAM), en la cual se establecen las condiciones y requisitos que debe cumplir el correo electrónico comercial para ser considerado legal.

Entre las infracciones cometidas por la empresa en mención, tenemos que no consignaba en sus correos, de forma clara, la palabra "publicidad"; no precisaba el nombre de una persona de contacto; y daba nombres falsos como remitentes. Asimismo, esta empresa consignaba direcciones electrónicas distintas a la suya, a fin de que el receptor no pudiera manifestar su voluntad de no recibir más correos, manipulando los envíos para evitar que funcionen los filtros antispam.

Este es el primer fallo que realiza la Comisión desde la aprobación de la Ley que regula el uso del correo electrónico comercial no deseado. En la resolución, principalmente, se dice que las sanciones impuestas deben graduarse de acuerdo a los daños resultantes, tanto para el consumidor como para el mercado, y de acuerdo a los beneficios obtenidos por la empresa infractora.

Tal es así, que en este caso, el INDECOPI estableció que la conducta del infractor provocó que el denunciante invirtiera tiempo y dinero en el servicio de conexión a Internet para determinar si los correos electrónicos resultaban de su interés. Por otro lado, respecto del daño al mercado, la Comisión indicó que tolerar estas acciones implicaría que los proveedores que utilizan servicios electrónicos no tomen en cuenta lo dispuesto por las normas que regulan la materia, por lo que consideró necesario imponer una sanción, para así fortalecer el sector de consumo referido a los temas publicitarios. Finalmente, estimó relevante para la graduación de la sanción, los beneficios obtenidos por el denunciado, pues el proveedor encontró una forma de abaratar sus costos de publicidad mediante la infracción detectada.

Asimismo, la Comisión resaltó la dificultad en la detección de este tipo de irregularidades, advirtiendo que, en tanto los usuarios pueden tomar conocimiento de los correos electrónicos, son ellos mismos quienes, al amparo de la nueva regulación, tienen el poder de denunciar estas prácticas ilícitas.

Sin perjuicio de ello, el INDECOPI ha implementado el Registro de Consumidores “Gracias…no insista”, el cual consiste en facilitar la inscripción de las personas que no deseen recibir determinada publicidad o ningún tipo de ella. El Registro puede contener tanto direcciones electrónicas como números de teléfonos fijos y celulares; su vigencia es de dos años y esta puede ser renovada. Los usuarios también podrán cancelar el Registro en el momento que deseen.

A todo esto, cabría preguntarse cuán efectiva resulta la norma para evitar la invasión masiva de mensajes no solicitados. La “ley antispam” surgió como mecanismo de defensa para los usuarios de correos electrónicos quienes no sabían cómo hacer frente a la creciente cantidad de correos electrónicos comerciales no deseados que recibían diariamente en su bandeja de entrada. Así pues, en esta Ley se regulan las condiciones a las que deberán someterse dichos correos para no ser considerados como ilegales. Entre dichas condiciones, destacamos aquella que posibilita a los usuarios a rechazar los mensajes, así como la capacidad que tiene el usuario de exigir en vía judicia, el pago de una indemnización por los daños y perjuicios que pudieran derivar del incumplimiento de estas normas.

Creemos que el INDECOPI ha establecido un precedente favorable para todos los usuarios, puesto que desde que las empresas descubrieron que resultaba más sencillo y barato publicitar sus productos vía correo electrónico, se ha generado un malestar en los consumidores que no desean recibir este tipo de información. La norma es clara: dependerá de los propios usuarios poder frenar conductas que resulten molestas y contrarias a sus intereses a través de la oportuna denuncia. Por ello, creemos que las resoluciones que se pronuncien de aquí en adelante sobre este tema cobrarán mayor importancia en el mercado de la publicidad.

En conclusión, la resolución bajo comentario representa un paso importante en la defensa del consumidor, en el sentido de que aplica una norma que, en nuestros tiempos, resulta de gran importancia para afrontar un problema que vivimos los usuarios a diario: el spam. Además, el Registro implementado por el INDECOPI (al cual hemos hecho referencia) ayuda en la difícil tarea de detectar infracciones como las cometidas por la empresa denunciada.

Comentarios (0)Add Comment

Escribir comentario
Tienes que estar logueado para escribir un comentario. Puedes registrate si no tienes ya una cuenta creada.

busy
 
< Anterior   Siguiente >
 
 
Correo ius
 
Campañas Ius

Advertisement
Publicidad

 
 
 
Asociación Civil ius et veritas
Primer piso de la Facultad de Derecho de la PUCP
Av. Universitaria 1801, San Miguel.
Teléfono: 626-2000 anexo 5392 Fax: 626-2465
Copyright © 2008. ius et veritas
Todos los derechos reservados
Diseño por Estudio Iotopia